La lluna, la pruna, vestida de dol

miércoles, 19 de mayo de 2010

SEKHMET

El Misterio de la Diosa Sekhmet

Lo que ocurre en el santuario de esta diosa parece ser algo especial, casi místico. Muchas són las personas que cuentan su mágica experiencia al tocar la estatua de Sekhmet, en el templo de Ptah.
Alguién me hablo de estas historias y de la fuerza de esta diosa de la Guerra, con cabeza de león.
Sehkmet es conocida por poseer aspectos que se contradicen: por un lado, es colérica y peligrosa, pero por el otro es sanadora y protectora. Durante miles de años ha sido temida y venerada.
No suelo interesarme mucho por la cultura y mitología egipcias, pero esa noche tuve un sueño que me impactó.

El dia anterior había visitado a una conocida vidente para que me echara las cartas. Cuando estuve con ella pude notar la energía tan especial que desprendía, era atraiente, muy luminosa y positiva. Me estuvo hablando de mi vida, de la gente que yo había conocido... Canalizaba su videncia a través de lo que sus ángeles le iban diciendo, y acertaban. Pero lo que más me llamó la atención fue el contraste de toda esa luz con sus ojos negros, negrísimos. Parecían unos ojos antiguos, del pasado, sabios y muy profundos, como de una diosa. Me estuvo hablando de Sekhmet, de la conexión tan fuerte que tenía con ella, y el vínculo tan fuerte que había sentido ante su presencia.

Esa noche tuve un sueño muy intenso. Muy real.
Esta chica me llevó de la mano para conocer a Sekhmet, hice mi iniciación con la diosa y la  vidente fué quien guió mi ritual  bajo la apareiencia de una Sacerdotisa, en ese momento pude notar y entender todo su poder y su fuerza muy intensamente. Al despertar sentí que realmente había conocido a la Diosa... que me habían presentado ante ella.

Esta experiencia onírica despertó mi curiosidad y me puse a buscar  información sobre ella. He encontrado el testimonio de una chica que cuenta su visita al santuario de la Diosa y su experiencia:

Escrito por Luhema:

"En la ciudad de Luxor, Uaset en egipcio antiguo, o Thebas llamada así también por los griegos, se alza uno de los templos más imponentes de la cuidad. “El templo de Karnak” dedicado principalmente al culto del dios Amón, pero como en otros templos incluso seveneraba a otras divinidades.
Yo hoy, os quiero hablar de la impresión que me causó eltemplo del dios Ptah con laimagen de su esposa Sekhmet en Karnak.
Entrando a mano izquierda con dirección norte y un poco alejada de la sala hipóstila, se toma un camino de arena hasta llegar a dicho templo, este suele estarfuera de la habitual ruta turística, por lo que hay que conocer que allí se encuentra dicho templo dedicado al dios Ptah y que os aconsejo visitar. Siempre se encuentra custodiándolo un grupo de guardianes, son ellos los que sigilosamente te conducen a través de las puertas hasta donde se encuentra la majestuosa diosa.

En la parte trasera del templo se encuentran tres capillas dedicadas a la tríada. La de la izquierda no conserva estatua alguna, aunque se cree que estaría dedicada a Nefertum (hijo de Ptah y Sekhmet), en la sala central se encuentra la imagen en estatua del dios Ptah aunque ésta, no conserva la cabeza y cerrada muy bien preservada en la capilla de la derecha (sur) y dirigida al este se encuentra la imagen grandiosa de Sekhmet. Diosa de la fuerza, la guerra, la sanación, la protección…

El señor guardián del templo te abre la puerta de esta cámara y la impresión es imponente y allí totalmente a oscuras te encuentras con una majestuosa figura tallada en basalto negro, y la sorpresa es inmensa, ella, la diosa Sekhmet, señorial, grandiosa, resalta entre la oscuridad, es muy curioso casi mágico, como si de dentro de ella saliera la gran fortaleza, luz y potencia que contiene aún esta poderosa, activa y viva efigie de la leona.

Con mucho respeto me decido a tocarla después de preguntarle si puedo y

os puedo decir que su tacto es caliente, ardiente, es toda una experiencia mística estar ante su presencia mirándola a los ojos. Lo arcano, lo ancestral, se hace evidente en la atmosfera del lugar y te embriaga sin apenas darte tiempo de asimilar la magia y la alquimia que se está produciendo en ti de la mano y ante la presencia de sekhmet.

Al rato de estar allí el guardián inicia un pequeño ritual, tu mano en el corazón y el corazón de la leona, tu mano en la frente y en la frente de la leona, tu mano en la cabeza y encabeza de la leona y después de esto de presentarte ante ella te sientescomo si Sekhmet te hubieraeconocido y te acogiera parasiempre en el seno de su protección.
Mis respetos a Sekhmet."
Os dejo algunas imágenes de la Diosa, hay quien dice que según como incide la luz en su rostro puedes ver un de sus dos caras, la cara de un león o a veces su cara más dulce convertida en gato.

 
Cámara donde se encuentra la estatua.


Me he dado cuenta que en muchas fotos en las que sale gente al lado de la estatua aparecen estos circulitos blancos... Seguramente debido a algun reflejo en la óptica de la cámara. Aunque me gusta creer que són seres de luz que se dejan ver.